Martes 01 de julio del 2014 | BethelRadio

Un verdadero arrepentimiento produce Salvación. Parte II



Ninguna religión, persona, oración, rezo, ni santo, puede librar a ningún impío de la condenación eterna. Después de la muerte, dice la Biblia, viene el juicio. Por eso ahora, Dios ha dado esta gran oportunidad: todo el que se arrepienta, será salvo. Hay que creer en la Palabra de Dios. Todo aquel que en Él creyere, no será avergonzado.  Él es quien conoce a los que son suyos.






Directorio

Produccion General
Coordinación:
(511) 613-1713 / 613-1701

Suscríbete